martes, 17 de diciembre de 2013

Para constelar con responsabilidad

Comparto este consejo de Sophie Hellinger acerca de un requisito fundamental para desarrollar el trabajo en constelaciones, también discute acerca de no querer hacer constelaciones con "finales felices" este precepto lo refuerzo constantemente con mis alumnos presenciales o a distancia. 

¿Qué es lo que un "constelador" tendría 
que tener en cuenta en su trabajo?

La condición básica para ser un buen/a constelador/a consciente de su responsabilidad es aprobar a su propia madre en su totalidad: respetarla, reconocer su grandeza y aceptar todos sus actos en su totalidad. Si un/a constelador/a todavía no ha logrado esto, se ciega para toda clase de implicaciones del cliente con la madre y además en su vida propia la felicidad y éxito solo serán a plazos cortos.

Los consteladores respetan profundamente las implicaciones sistémicas del cliente, su destino y su deseo en la constelación.

Para los consteladores conscientes de su responsabilidad, son desconocidas las  constelaciones que se hacen por hacer un favor. 

En la constelación, los consteladores se comportan modestamente, ante ésta fuerza más grande que surge de lo oculto a la luz del día.  

Una constelación siempre se logra cuando los consteladores se dejan guiar sin miedo, sin querer obtener un resultado a toda costa.   

En este caso, lo oculto podrá ser nombrado y dicho, aquello que el cliente no debería nombrar o decir. Proceder desde fuera contra algo agobiante que en la profundidad del alma del cliente tiene su acuerdo de él, ya desde el principio tiene que conducir al fracaso . 


Expresado en imágenes :

La persona que facilita la constelación entra con el cliente, si este lo permite, en el río y se deja llevar junto con él, después llegan juntos a una orilla, a una orilla nueva, a una orilla diferente.  

La persona que facilita la constelación queda libre de las pretensiones del cliente y el cliente queda libre del constelador. Eso significa que el constelador ayuda al cliente a ser capaz de actuar. 

En el trabajo con "frases que solucionan", frases de fuerza, es importante no juzgar. Sólo por juzgar mínimamente, el fracaso ya está programado. 


Ley fundamental del éxito: 
  • La manera en que alguien está relacionado con su madre, así está relacionado hacia su vida y su profesión. 
  • El éxito y la felicidad en la vida siempre empiezan con nuestra madre.

jueves, 5 de diciembre de 2013

El abrazo

Hace poco reflexioné acerca de: ¿Qué sucede en un abrazo? ¿Qué le antecede? Es decir, alguien extiende los brazos. Frente a él se encuentra alguien a quien ama. Tal vez esa persona también extiende los brazos. Luego avanzan el uno hacia el otro y se abrazan estrechamente. Una sensación maravillosa, una unión íntima.



¿Pero cuánto tiempo lo aguantan? Después de cierto tiempo deben separarse. Entonces se alejan un poco. ¿Qué puede hacerse ahora? Uno deja los brazos extendidos y detrás del otro mira a algo más grande. Su familia, por ejemplo, su destino y la vida como un Todo, por supuesto. Abrazamos todo al mismo tiempo.

Luego volvemos a mirarnos, nos acercamos, pero nos detenemos a cierta distancia. Pero mantenemos la mirada. Entonces vemos al otro en un campo más grande. También a nosotros nos experimentamos en un campo más grande. Recién entonces esta relación es segura y grande.


Esa es la otra mirada, no sólo la segunda mirada. Es la mirada amplia. Recién entonces estamos plenos.



¿Cómo se cambia el destino hacia algo mejor? ¿Cómo nos liberamos de la implicación con un destino difícil? Dándoles un lugar en nuestra alma a esos muertos. Nos sintonizamos con ellos. Registramos su vibración y vibramos juntos. Así logramos, desde la mayor plenitud, la fuerza para una relación nueva.


Meditación: Vibrar juntos

Ahora haremos un pequeño ejercicio, una meditación. Pueden cerrar los ojos, si quieren. Van hacia el interior de ustedes y escuchan un sonido. El sonido de ustedes. Permiten que vibre por cada célula del cuerpo. Esa vibración no surgió en nosotros. Proviene de otro lugar. Es un vibrar junto con algo más grande. Con el mundo, con la Vida. Mientras nos percibimos así en esta vibración, nos vemos frente a la persona que más amamos. Nos exponemos a su vibración. 

También él vibra de una manera especial. También él vibra con algo más grande. Ahora permitimos a las dos vibraciones que se sintonicen: mi vibración y la vibración de la otra persona. Y esperamos. De repente ambos vibramos en sintonía con algo grande y nos experimentamos de una manera nueva, diferente. Esa vibración tiene futuro.

*

Eso por supuesto tiene consecuencias importantes también en otro aspecto. Es realmente un pensamiento maravilloso, esa sintonía. Cuando trabajo con parejas en realidad se trata de ayudar para que vuelvan a vibrar juntos. Eso por supuesto presupone algo: que al comienzo vibro junto con ellos y que también ellos vibren conmigo. Si por ejemplo voy al mercado y allí veo una manzana llamativa y voy y la tomo en mis manos diciendo: “Quiero esa”: ¿de esa manera estoy sintonizado con la manzana? ¿Y luego me va a gustar? ¿Me hará bien? ¿Vibro yo con ella, y puede ella vibrar conmigo?

Nos necesitamos mutuamente

¿Quién de los dos miembros de una pareja necesita menos al otro? Esa es una pregunta importante. La mejor manera para que la relación de pareja se logre es que ambos se necesiten mutuamente. Ciertamente eso contradice la idea moderna de autonomía y de “Cada uno arma su propia vida y también sabe cómo hacerlo”, pero somos seres humanos porque necesitamos a alguien. Sólo somos seres humanos en la medida que necesitamos a alguien – y lo admitimos. Ahí termina la libertad, y la felicidad comienza.

La comunidad de destino


Quiero decir algo general acerca de la relación de pareja. La relación de pareja es el comienzo de una nueva familia. Nos criamos en una familia, salimos de esa familia y fundamos una nueva familia. En la nueva familia continuamos lo que experimentamos y vivenciamos en nuestra familia. Solamente podemos vivir en una familia. Toda familia comienza con el amor del hombre y la mujer. 
Ese es el comienzo de la familia. De ese amor crece la familia en los hijos. Pero los padres y la pareja provienen de familias diferentes y vienen de otras tradiciones. Así como el hombre y la mujer son diferentes y deben encontrarse como diferentes, para lograr la relación también deben encontrar y entenderse las familias diferentes. Es decir que en la nueva familia se procrean  las dos familias de los padres. Toda familia es una comunidad de destinos. ¿Qué significa destino aquí? ¿Qué es lo que en una familia actúa de manera especial como destino? Los muertos. Sobre todo los muertos excluidos, los muertos rechazados. Ellos actúan como destino para los próximos, para los que les siguen.

Bert Hellinger / Ayuda para vida actual

miércoles, 27 de noviembre de 2013

Meditación: Gracias, querida madre, gracias, querido padre

Tal vez nos sea posible limpiar interiormente nuestra imagen de Dios y limpiar nuestra imagen de la madre. Hago una breve meditación con ustedes. Si lo desean pueden volver a cerrar los ojos. 

Ocurre que yo también tenía ciertas expectativas con mi madre. A veces
interiormente le hice reproches. A veces yo la lastimé y ella lo sintió. 

Entonces hace poco le escribí una carta en mi mente – ella ha fallecido hace ya mucho tiempo. En esa carta yo le pedía perdón. Ahora les cuento lo que escribí en esa carta. Tal vez interiormente ustedes puedan comprenderla. La carta decía más o menos lo siguiente. 

“Querida madre, Tú eres una mujer común y corriente como tantos millones de mujeres. Y así yo te amo, como una mujer corriente. Como una mujer corriente conociste a mi padre, también él una persona común y corriente. Ustedes se amaron y decidieron pasar toda una vida juntos. Y se casaron, también de un modo común y corriente, y se amaron profundamente como hombre y mujer. De ese profundo amor surgí yo. Yo soy un fruto de vuestro amor. Yo vivo porque ustedes se amaron, de un modo corriente.

Ustedes esperaron por mí, nueve meses, con esperanza y también con la preocupación de que todo saliese bien, para ustedes y para mí. Sí, querida madre, entonces me pariste con dolor y con miedo, del mismo modo que otras madres parieron a sus hijos. Luego llegué yo. 

Ustedes me miraron. Ustedes se miraron entre sí y se sorprendieron: ¿es éste nuestro hijo? Y entonces me dijeron “Sí”. Sí, tú eres nuestro hijo y nosotros somos tus padres. Te aceptamos como nuestro hijo. Entonces me dieron un nombre con el cual me llaman. Y me dieron sus nombres y dijeron a los cuatro vientos: Este es nuestro hijo. El nos pertenece. 

Luego ustedes, durante muchos años, me alimentaron y protegieron y educaron. Constantemente ustedes pensaron en mí. Se preocuparon y se preguntaron lo que yo necesitaba. Y ustedes me dieron tanto. 

Otras personas dijeron, y también yo a veces lo dije, que ustedes se 
equivocaron, que ustedes no fueron totalmente perfectos y de que otra manera ustedes deberían haber sido. Pero así como ustedes fueron, fueron perfectos para mí. Solamente porque ustedes fueron como fueron es que yo soy lo que soy. Para mí todo fue perfecto. Gracias, querida madre, gracias, querido padre”. 

Ahora viene lo importante. 

“Yo te libero, querida madre, de todas mis expectativas y pretensiones que van mucho más allá de lo que se le puede pedir a una mujer común y corriente. Yo recibí lo suficiente, y eso alcanza. Gracias”. 

Ahora miramos por sobre nuestra madre y por sobre padre hacia Dios. 

Cualquiera sea el significado de Dios, seguirá siendo un misterio. No obstante, nosotros vemos a nuestros padres a su servicio. Es Dios quien vive la vida de mis padres,  9 no son ellos. Así como yo vivo su vida, no la mía. La vida de mis padres y la mía vienen de muy lejos, de algún otro lugar. Así la tomo yo y de esa manera estoy unido profundamente tanto a mis padres como a Dios. 

Por ahora esto es suficiente para acercarnos al primer anillo de las experiencias y las imágenes y los pensamientos divinos. Yo destejí algunos pensamientos y los puse juntos: los padres y nuestras expectativas de ellos, lejos de Dios y en la vida cotidiana, y dejé a Dios con su distancia y su estatura. Por lo menos, así me lo imagino yo.

Hellinger
Conferencia pensamientos divinos
Marzo 2005

martes, 26 de noviembre de 2013

La alegría


La alegría levanta. La alegría nos abre interiormente. Ella es la plenitud. La alegría nos pone en movimiento, la alegría anima. La alegría se mueve y arrastra a los demás.

Con alegría cantamos. Ella no deja que nos quedemos sentados. Tomamos a otros de la mano y con ellos comenzamos a danzar, felices comenzamos a danzar.

La alegría está atenta. En las demás personas o en alguna cosa sentimos una luminosa alegría. Pues la alegría ilumina. Ella resplandece en nuestros ojos y en nuestros rostros.

Toda alegría es alegría de vivir. Ella se nutre de la plenitud de la vida y la felicidad. Es por eso que nos arrastra, a nosotros y a los demás.

Junto a esta agitada alegría también experimentamos una alegría silenciosa. 
Por ejemplo, cuando nos alegramos de la existencia de otros, cuando nos alegramos de ellos tal como son. Así se alegran los padres de sus hijos. Así nos alegramos nosotros de un éxito cuando algo nos ha salido bien.

La alegría es la coronación de la sabiduría. A través de una cara bondadosa ella irradia y acompaña al amor. Ella acompaña al amor, al amor permisivo, al amor que en consonancia deja que la vida siga su curso y con ella todo lo que crece. Esa alegría está en sintonía con la vida. Ella ha dejado atrás las grandes exigencias, porque está satisfecha. 

Ese es un amor rico.

(Bert Hellinger / Ayuda para la vida actual)

lunes, 18 de noviembre de 2013

VIDA ILUMINADA

Anoche ví esta película y me pareció que está en sintonía con el tema de las constelaciones familiares de varias maneras, algunas de forma muy poética y metafórica como corresponde al lenguaje cinematográfico, espero que tengas la oportunidad de verla, la producción es muy sencilla porque todo el peso de la producción queda en los personajes y su pasado.



De Wipikedia:

Todo está iluminado trata de un joven judío estadounidense, Jonathan Safran Foer, interpretado por Elijah Wood, nombre que coincide con el del autor de la novela que fundamenta el guion de la película, que además hace un cameo como empleado del cementerio. Se trata de un coleccionista de recuerdos familiares que se ve motivado a viajar a tierras ucranianas para buscar los orígenes de su familia, en concreto a una mujer, Augustine, que aparece en la foto que sostenía en la mano su abuelo al morir en su lecho. Según parece, Agustine le salvó la vida. La foto data de la época de la ocupación nazi de Trachimbrod que afectó a su familia en un shtetl («pequeña ciudad» en yiddish) cercana. Allí recibe la ayuda de dos guías turísticos muy particulares: Álex (Eugene Hütz en el papel de Alexander Perchov), su abuelo (Boris Leskin) y su perra agresiva que se llama Sammy Davis Jr. Jr. en un coche destartalado que lleva un mensaje en la baca que reza: «Jewish Heritage Tours». Con él llegarán hasta la tierra natal de sus ancestros, viviendo por el camino sucesivas historias graciosas que van acercando los personajes poco a poco a un mundo pasado, involucrándose progresivamente en lo ocurrido. El desenlace hace que los personajes queden unidos por la experiencia de lo vivido en la «rígida búsqueda», tal y como lo menciona Alex en off. El final de la historia desvela la razón del título original: «Todo está iluminado por la luz del pasado. Siempre está a nuestro lado, dentro, mirando hacia fuera».

jueves, 31 de octubre de 2013

Día de muertos


En México, tenemos la tradición de dedicar un altar a los muertos donde colocamos objetos que nos los recuerden, así como se les ofrece su comida y bebida favorita, en el marco de la tradición se cree que ellos visitan los hogares y consumen los alimentos que se les ofrecen.

Mientras tanto los vivos tenemos la oportunidad de recordarlos y en algunos casos se abren viejas heridas y en otras se alegra el corazón, nosotros podemos seguir el consejo de Hellinger y aprovechar esta tradición para solicitarles bendiciones y fuerza.

lunes, 28 de octubre de 2013

El comienzo del amor


© 123rf.com
Nuestra vida comenzó con el amor de nuestros padres. Ellos se amaron antes de que nosotros naciésemos y en ese amor se convirtieron en hombre y mujer – del modo más profundo. De ese amor surgimos nosotros. Nosotros los miramos como pareja y miramos su amor de hombre y mujer. Nuestros ojos comienzan a brillar. ¿Qué podría ser para nosotros y para ellos más bello y más grande, y profundo y rico y tener mayor consecuencia? Abrimos nuestro corazón a ese amor y le respondemos con alegría y esperanza.


Así miramos ahora a nuestros padres, tal como ellos son, y los vemos perfectos, perfectos al servicio de la vida. Independientemente de lo que ellos hayan hecho o pensado, y más allá de lo que fue su destino; como nuestros padres todo lo hicieron bien. En la transmisión de la vida ellos fueron perfectos. Así, como esos padres perfectos que todo lo hicieron bien, los tomamos en nuestro corazón y les respondemos con la vida y con el amor que a través de ellos comenzaron para nosotros.
Junto a nuestros padres también tomamos a sus padres y a todos nuestros antepasados, y a todos con quienes estamos en sintonía y ellos con nosotros, más allá de lo que esto pueda exigir de nosotros y regalarnos. Los miramos a todos y a cada uno le decimos “Sí”. También a cada uno le decimos: “Gracias”. Junto con ellos nadamos en la gran correntada de la vida, dondequiera que ella nos lleve. Y a esa correntada le decimos: “Nado contigo, dondequiera que tú me arrastres, lejos o cerca. Yo nado contigo. Yo me dejo llevar”.




De ese modo comenzó también nuestro amor, a través del amor de esos padres, nuestros padres. Nosotros le respondemos a ese amor tomando esa vida de ellos – tomándola toda, así como nos viene de ellos. No se trata de su vida, solamente viene a través de ellos. Pues detrás de ellos están sus padres y los padres de ellos y también los de ellos, por muchas generaciones. A través de todos  ellos esa vida ha fluido, pura, sin que nadie haya podido quitarle o agregarle nada. Esa misma vida fluye a través de ellos hasta nosotros. Todos lo hicieron bien. Nadie fue peor, nadie fue mejor. En la transmisión de la vida todos fueron perfectos y todos fueron buenos.

(Hellinger / Diciembre 2011)

miércoles, 16 de octubre de 2013

¿Quién en detalle pertenece a nuestra familia?

Extracto de una conferencia de Hellinger en Hannover, 2009.


En primer lugar, debajo de todo, los niños, todos los niños, también los que nacieron muertos, los abortados, todos pertenecen a la familia. En segundo lugar, un escalón más arriba, los padres y sus hermanos. Sólo sus hermanos, no sus cónyuges. Sólo pertenecen a la familia los hermanos de sangre de los padres, los tíos y las tías. En tercer lugar, en el escalón siguiente, están los abuelos, sólo los abuelos, sin sus hermanos, a pesar de que aquí pueda haber excepciones. En cuarto lugar, en el próximo escalón más arriba, a veces uno u otro de los bisabuelos. Esto es relativamente fácil de entender: se trata de los parientes sanguíneos.

Pero también otros pertenecen a la familia: todos los que en esa familia han hecho lugar a otros. Ellos son, por ejemplo, parejas anteriores de los padres y los abuelos. Ellos le hicieron lugar a los que vinieron después, también a los niños que vinieron más tarde.

Aquí podemos ver lo que ocurre cuando parejas anteriores son rechazadas. Se los juzga mal, se les hacen reproches. Aquí ustedes pueden ver como esto repercute en la familia. Bajo la influencia de ese campo espiritual, esa alma común, esa pareja anterior será representada más tarde, cuando esos cónyuges vuelvan a casarse y en el próximo matrimonio o relación tengan hijos, por un niño. Siempre. Nunca he visto una excepción.

Ahora mírense a ustedes mismos y a la gente que conocen. Cuando los padres se sorprenden de un niño que se comporta de modo extraño ustedes pueden ver con frecuencia que ellos representan a una pareja anterior. 

Un amigo mío me contó que su pequeño hijo de cuatro años con frecuencia los saca de quicio a él y a su mujer. Esto puede pasar en cualquier momento. El me preguntó: “¿Qué puedo hacer?” Bien, yo lo conozco a él. Le dije: “¿Tú estuviste casado una vez?” El me contestó: “Sí, y mi mujer también” Yo le señalé: “¿No te das cuenta que él está representando a tu anterior pareja?” Entonces le di un consejo: “Cuando tu hijo intente otra vez sacarlos de quicio mira por encima de él a tu primer mujer con amor. Y también con amor al primer marido de tu mujer. Que ella haga lo mismo contigo. Que mire por encima de vuestro hijo a las parejas anteriores”. Después de cuatro semanas lo volví a encontrar. El me dijo: “Ayudó”. Así de sencillo es cuando comprendemos las leyes del amor que dominan en este campo. Nadie puede infringirlas. Nadie puede alzarse por sobre ellas. Ellas son leyes de la vida.
Por consiguiente, aquellos que han hecho lugar a otros también pertenecen a la familia: anteriores relaciones de los padres y los abuelos. Pero también otros a través de cuyo sufrimiento la familia obtuvo un beneficio. Cuando alguien, por ejemplo, cae en la guerra y su hermano recibe la herencia él pertenece a la familia. Esto sucede dentro del entorno familiar. Pero si una familia tuvo un único hijo que murió en la guerra y ellos dan toda la herencia a otras personas, a otra familia, entonces ese hijo pertenece a esa otra familia. Mientras él no sea incluido en esa familia ellos no podrán conservar la herencia. 

Esto yo lo vi en America en familias que se habían vuelto ricas gracias a los esclavos. De pronto un niño se comporta como un esclavo, expulsado, no perteneciente. O en familias que se habían vuelto ricas a través de empresas peligrosas, como por ejemplo, la construcción de ferrocarriles. En esos tiempos la construcción de líneas férreas era muy peligrosa e implicaba un alto costo en vidas humanas. Muchos de los que allí trabajaron murieron. Yo conocí a una persona que venía de una familia que había construido el tren de Canadá a Boston. El se comportaba como alguien que no pertenece a la familia. En la constelación quedó claro que él se identificaba con esos muchos muertos. Cuando ustedes ven a las familias muy ricas y lo que sucedió con ellos y a veces se sorprenden, ahora ya no necesitarán sorprenderse más. 

La ley de la jerarquía en nuestra familia

¿Todavía pueden? No es tan sencillo lo que estoy diciendo hoy. Yo hablé de una ley que domina este campo. Todos los que pertenecen tienen el mismo derecho a pertenecer. En este sentido nadie es mejor ni nadie es peor. Una segunda ley, también una ley férrea que cuando no la respetamos trae consigo muchas enfermedades y catástrofes dice: Quien estuvo primero en ese campo tiene prioridad sobre aquellos que vienen después de él.
Esto suena muy sencillo. Pero miren a los niños, vean lo que ellos hacen, como se rebelan contra sus padres, como se hacen cargo de cosas que les corresponden a sus padres, como quieren salvar a los padres, incluso cuando de esta manera ellos se enferman. Todo eso son transgresiones de esa ley. En los hechos se evidencia en algunas frases fundamentales que la persona dice interiormente. Un niño, por ejemplo, lo dice en la familia. La frase es: Yo te sigo en la muerte. A menudo un niño quiere seguir a su madre muerta. 

También una madre quiere a veces seguir a su niño muerto. Entonces ella se comporta como si fuese pequeña y el niño grande. El niño adopta entonces el lugar de la madre. Ese es uno de los lados. No es que alguien lo actúe cada vez. La persona sólo lo siente y esto tiene consecuencias sobre su salud y sobre su estado de ánimo. Cuando más adelante ese niño a su vez tiene hijos, esos niños sentirán que la madre o el padre quieren morir, sienten que ellos quieren seguir a alguien a la muerte. ¿Qué dicen entonces? “Yo en tu lugar”. Lo vemos por el ejemplo en la anorexia. Esto resulta muy evidente. En su corazón el anoréxico dice: “Mejor desaparezco yo antes que tú”. ¿Quién? Habitualmente el padre. Esta es la dinámica que actúa detrás de la anorexia. Ella alardea. Quiere hacer algo para salvar al padre y con frecuencia muere. Esta es una dinámica frecuente que conduce a la enfermedad. Otra dinámica que está relacionada con esto es: “Yo expío”. Esto es arrogancia. La expiación es una arrogancia. ¿Qué sucede con la expiación? Cuando alguien es culpable de haberle hecho algo a otro, por ejemplo cuando ha causado un accidente de tránsito en el cual alguien perdió la vida, él expía por ello. Muchas mujeres, por ejemplo, expían también por un aborto.
¿Qué hace el que expía? ¿Mira al que resultó dañado? No, él se mira a sí mismo. La expiación lo alivia, ella es completamente egoísta. Pero ella conduce a enfermedades, a accidentes y con frecuencia al suicidio. ¿Qué hacemos entonces cuando sentimos dentro de nosotros esa necesidad de expiación? Vamos con el amor del espíritu. ¿Qué quiere decir esto? Supongamos que hemos causado un accidente de tránsito: Miramos con el amor del espíritu a aquel que ha perdido la vida. ¿Qué debemos percibir y reconocer? La muerte no estaba en nuestras manos. Eso es una idea presuntuosa. 

Cada movimiento, da igual a donde nos lleve, a la infelicidad o a la muerte o incluso a la guerra, es un movimiento del espíritu. Todos los que son arrastrados hacia él están al servicio de ese movimiento. También podemos decir que para ese movimiento ellos son como víctimas. En relación con esto imagínense lo que sucede en ustedes cuando también  ustedes van con el movimiento del espíritu. 

Cuando, por ejemplo, una madre que ha abortado un hijo reconoce eso que ha pasado, eso que ella ha hecho, como un movimiento del espíritu ¿puede ella entonces expiar? ¿No debe ella reconocer que asimismo ese niño es arrastrado por un movimiento, por un movimiento que es finalmente bueno? Entonces ella mira a ese movimiento y permanece quieta. Simplemente quieta. Entonces ella estará en sintonía con ese movimiento. Esto tiene para ella un efecto sanador. 

martes, 15 de octubre de 2013

La sintonía con el ahora

Comparto un ejercicio de Hellinger, efectuado durante su curso en Berlín el 10/12/2010.

Nos movemos continuamente en imágenes internas. La mayoría de estas imágenes se dirigen hacia atrás, hacia anhelos y experiencias de nuestro pasado. Otros se dirigen hacia el futuro, si bien éste aún no está. Todas estas imágenes y los sentimientos unidos a ellas se oponen al actuar en el ahora.
En el siguiente ejercicio vamos a aprender a dejar atrás esas imágenes. Nos hacemos libres para lo nuevo en el instante, ahora. 

Las imágenes interiores

El primer paso:
Dejo que mis imágenes interiores transcurran frente a mí como una película, sin permitir que con ello afloren mis sentimientos. Sólo observo.
El segundo paso:
Al cabo de un rato, cuando mi película termina, la vuelvo a rebobinar, tal vez algo más rápido que cuando avanzaba.
El tercer paso:
La misma película la dejo avanzar nuevamente, sin ligarme a ella. La miro como desde lejos.
El cuarto paso:
Vuelvo a rebobinar la película, también esta vez algo más rápido.
El quinto paso:
Ahora le doy la espalda a la película, doy unos pasos hacia adelante, dejando atrás mis imágenes internas y me dirijo hacia una nueva amplitud en el aquí y ahora.
El sexto paso:
Exhalo liberada/o.

jueves, 19 de septiembre de 2013

Constelación paso a paso ( 7 y 8 )

Paso 7

La imagen final recibe al Consultante

Cuando se ha logrado la imagen final, se le pide al Consultante que tome el lugar de su Representante en la Constelación.


Aquí inicia la parte mas intensa de la intervención del Consultante, tendrá uno o mas diálogos con los Representantes para honrarlos, deshacer una identificación, dar a cada quien la carga que le corresponde, despedirse y afirmar su intención de moverse hacia el futuro en sintonía con la vida.

En los diálogos se incluyen frases sanadoras o también llamadas frases de solución que hacen una descripción positiva de la dinámica y nos colocan en la puerta de la solución, en la Unidad 2 estudiaremos mas sobre las frases, aquí un ejemplo:

“Abuela, te amo pero no puedo cargar tu destino porque tengo que vivir el mío, por favor mira con buenos ojos y dame tu bendición si sigo adelante con mi vida”

 En Constelaciones individuales hechas con Tarot llegamos a la imagen final con los movimientos de cartas que hacen los Consultantes para darles el lugar que les corresponde y también se pronuncian las frases sanadoras posando las manos sobre la persona representada en la carta, doy fe que la paz y energía experimentada por los Consultantes es igualmente liberadora que en Constelaciones grupales.

En adición a las frases puede haber gestos de respeto como reverencias y/o de cariño como abrazos o palmadas en la espalda.

Cuando todo se ha dicho y hecho, lo único pendiente es que el Consultante observe y se sienta parte de este nuevo arreglo.


Regresando a la metáfora inicial, tiene que grabar en su ser esta nueva fotografía familiar donde todos se encuentran en el lugar adecuado y el amor fluye libre y naturalmente.


Paso 8

¡Sanación para todos!


Los Representantes regresan a sus asientos liberados de la Constelación, la desconexión será instantánea e indolora porque el ejercicio esta en línea con el flujo de la vida y del amor.

El Consultante se lleva en su interior la solución, no debe hablar ni esforzarse por recordar todo el tiempo la experiencia para que no la racionalice y se corra el riesgo de sabotearla, solo debe esperar los cambios en su sistema con serenidad.
 
Al principio de esta Unidad aprendimos que las Constelaciones Familiares son sistémicas por lo tanto la sanación que ha ganado el Consultante se extiende a su sistema familiar. Todos los demás presentes también se benefician porque incrementan su nivel de conciencia de lo que esta pasando en sus propios sistemas.

Cuando finaliza la Constelación termina la oferta de ayuda/servicio de la Facilitadora, en ese momento se vacía de esta experiencia para poder ayudar a otros, no hay seguimiento y si tiempo después llegaran a coincidir ninguna de las partes saca el tema de si ya hizo efecto la Constelación.

Si no lo has experimentado antes te recomiendo que asistas a una Constelación Familiar para que ganes conciencia del mundo que eres parte ahora. No hace falta que presentes un caso.

Muchos talleres de Constelaciones Familiares son gratuitos, para favorecer la cantidad de Representantes disponibles mientras que los Consultantes si cubren alguna cuota por los servicios de los Facilitadores y del espacio.

jueves, 12 de septiembre de 2013

Constelación paso a paso (6)

Imagen solución

También conocida como la imagen final es el momento en que todos los Representantes se encuentran en el buen lugar que les corresponde y el amor fluye libre y naturalmente.



La imagen solución no es el “vivieron felices para siempre” de los cuentos, solo es la mejor solución por ahora.

No todas las Constelaciones llegan a un "final feliz" y algunas veces se debe interrumpir porque el amor que vincula a los Representantes no aparece por ninguna parte, es importante que los Representantes no traten de forzar la situación para cumplir un compromiso auto asumido por darle algo bueno al Consultante hay que aceptar lo que ha resultado porque es lo que mas necesita y recordemos que no hay que intentar alterar o manipular el destino de los Consultantes para sentir que hicimos un buen trabajo o intervención.


El conjunto de leyes naturales,  familiares, sociales y espirituales  que rigen el funcionamiento de los núcleos humanos, es lo que Bert Hellinger llama los Órdenes del Amor, una imagen solución correcta esta en línea con este conjunto de leyes. Trabajamos con los Órdenes en la Unidades 2 y 3.

jueves, 5 de septiembre de 2013

Constelación paso a paso (5)

Construcción de la Solución

 Los Representantes empiezan a seguir libremente sus impulsos, cambiarán su posición porque se encuentran incómodos o sienten rechazo por uno o varios de los Representantes.



Algunas veces los rechazos provocan dolores de cabeza, tensión muscular, somnolencia o nauseas.

Aquellos que se acerquen a los límites del espacio de trabajo y miren hacia afuera, reflejan un deseo de abandonar el sistema por aislamiento, muerte o divorcio.

Las personas que añoran a un muerto o que de alguna manera se identifican, mantendrán la mirada hacia el suelo o se sentarán en el piso –también puede representar una discapacidad física- los muertos aparecen como gente acostada en el piso, aún en ese estado "de muerte" pueden sentir toda clase de emociones y expresarse con claridad.

La Facilitadora interpretará todas ese lenguaje corporal y en ocasiones tendrá breves charlas con los Representantes para preguntarles por la incomodidad que sienten y si algún cambio los puede hacer sentir mejor.

Algunas veces se requiere añadir Representantes, estos son elegidos por la Facilitadora ya que desde el Paso 3 el Consultante se concentra ver el movimiento de los Representantes.

A propósito del movimiento de los Representantes en la Constelación, no estamos “moviendo gente” y con el Tarot no estaremos “moviendo cartas” sino haciendo movimientos en el alma familiar que estudiamos en la unidad 2 con mas detalle.

Esto es importante porque un trabajo serio en Constelaciones no minimiza la importancia de cada movimiento que se hace para llegar a la solución.

La Facilitadora también ha conectado con el campo morfogenético por eso en este momento tiene la capacidad de elegir entre los asistentes. Entre las razones para añadir representantes es que el enredo tiene su origen en otra generación y hace falta reconciliarse o dejar atrás una identificación con antepasados que no se consideraron al principio.

jueves, 29 de agosto de 2013

Constelación paso a paso (4)

Recepción de impulsos


Instantes después de ser colocados en la imagen inicial, los Representantes sintonizan  una variedad de impulsos en la forma de estados de ánimo, sensaciones corporales, posturas, movimientos y palabras. El ambiente se carga de energía. Los Representantes están permitiendo que la realidad constelada actúe sobre ellos.

Los Representantes podrían llegar a usar frases y posturas de las personas que están representando sin haberlos visto nunca, también saben quien y porque esta sufriendo, este es el momento cuando incluso la persona mas escéptica se convence de que las Constelaciones si funcionan, que son algo “mágico” o que “sintieron que su alma fue tocada”.

De acuerdo a Albrecht Mahr, cuando un grupo se reúne a trabajar Constelaciones, la atención centrada en el asunto del Consultante crea un campo del conocimiento que permite acceder al campo morfogenético del mismo, los Representantes son inundados de las sensaciones, sentimientos y pensamientos de los representados; para Hellinger, dentro de ese campo del conocimiento se hallan tanto el problema como la solución.

En la unidad 2 hay mas información de los campos morfogenéticos y otras aplicaciones de los mismos.

Existen otras técnicas sistémicas de representación de dinámicas familiares como el Psicodrama de Jacob Moreno o las Esculturas Familiares de Virginia Satir, las técnicas anteriores son consideradas enfoques de una generación anterior a las Constelaciones, como referencia estas operaban bajo un guión y duración predefinidos.

Las aportaciones de Hellinger y la fenomenología (campos morfogenéticos incluidos) colocan a las Constelaciones un paso adelante.

miércoles, 21 de agosto de 2013

Constelación paso a paso (3)

La imagen inicial



Una vez que todos los representantes se encuentran al centro, se le pide al Consultante que los coloque de acuerdo a la percepción que tiene de su familia y el enredo que esta trabajando, al final regresará a su asiento.

El Consultante no lo sabe pero acaba de compartir una fotografía familiar interna que muestra las relaciones y los desórdenes que existen en su familia e impiden que fluya libremente el amor.

El Consultante vive su vida a la sombra de esta fotografía y todo lo que hace esta en función de encajar en esa imagen aunque a veces sea en contra de su propio bien.

Este es un breve momento de incertidumbre porque no se sabe que rumbo tomará la Constelación aún cuando por teoría los facilitadores conozcan la posible solución al desorden.

Hay dos maneras posibles en que se desarrollará una Constelación, la clasificación depende del grado de intervención de los Facilitadores.

Sistémicas: son mas directivas, los Facilitadores intervienen con preguntas, frases, algunas veces adición de Representantes y/o pruebas de cambio de posición.

De Movimientos del Alma: los Representantes llegan por si mismos a la solución, las palabras son sustituidas por gestos, abrazos, reverencias, lágrimas y demás lenguaje corporal, son poesía en movimiento. (En nuestra comunidad en Yahoo! hay ejemplo de este tipo de constelaciones)

A veces las Constelaciones inician como Sistémicas pero después de un par de acciones se convierten del tipo Movimientos del Alma y viceversa, los Facilitadores necesitan humildad e intuición para saber si debe intervenir o no.


Ahora viene la parte mas sorprendente, conmovedora y misteriosa de las Constelaciones Familiares…

jueves, 15 de agosto de 2013

Constelación paso a paso (2)

Paso 2: Selección de Representantes

La facilitadora pidió al Consultante que seleccione entre los asistentes a la sesión a los representantes para si mismo y las otras personas o conceptos involucrados.

Es importante que la selección sea intuitiva que no busque parecidos físicos, gusto semejante para vestir, ni siquiera tiene que ser del mismo sexo o edad.

Los Representantes serán llevados hasta el centro del área de trabajo, sin asignarles un orden o acomodación. Si has visto videos o fotografías de Constelaciones quizá hayas notado que los participantes están descalzos y por lo tanto los límites del área de trabajo están definidos por alfombras.

Se dice que andar descalzos nos ubica en un estado mental y físico mas relajado y al mismo tiempo favorece el flujo de energía, he estado en espacios donde se ha constelado con calzado o descalzos y en ambos todo funciona correctamente, creo que la intención tiene mayor peso en el éxito de la sesión.

Ya que los asistentes se encuentran ahí de manera voluntaria no debería haber ningún problema cuando alguien es seleccionado, al contrario se presta al ejercicio con buena disposición, sin nerviosismo o reservas, por su parte el Consultante debe ser respetuoso cuando les pide participar, los coloca al centro y después en posición.

Durante cada paso y acción mantenemos la atención en el lenguaje corporal de los involucrados en la constelación, recordemos que estamos en un ejercicio fenomenológico y la observación es fundamental.

viernes, 9 de agosto de 2013

Constelación paso a paso (1)

En mis cursos presenciales y en la primera unidad del curso a distancia, estudiamos en 9 pasos como se hace una constelación familiar con humanos a manera de referencia fundamental al hacer la transición al trabajo con cartas de Tarot como objetos de anclaje en las unidades 3 y 4.

Voy a compartir una versión resumida de la secuencia de 9 pasos como una nueva serie de artículos aquí en el blog, espero que a todas las personas interesadas en las constelaciones familiares les parezca interesante y quienes tienen su primer contacto les ayude a despejar dudas y mitos alrededor de esta práctica. 

Paso 1: Exposición del problema



En una sesión de trabajo podemos distinguir cuatro tipos de personas:

Facilitador: persona que conduce la sesión, también se les conoce como Constelador. Aquí representado por una mujer de color morado.

Consultante: persona que busca la solución a un problema. Representado en la imagen como un hombre verde limón.

Representantes: son todas aquellas personas que durante la ejecución de la Constelación serán convocadas para representar al Consultante y las personas relacionadas con su vida o conceptos como el empleo, el éxito, etc.

Espectadores: el resto de las personas en el espacio de trabajo que no son convocadas a la Constelación pero se les pide respeto al trabajo y buen comportamiento durante la sesión.

Representantes y espectadores aparecen como mujeres y hombres de color naranja y verde azulado.

Una vez que se determina al Consultante, hay una entrevista para determinar si el caso amerita una Constelación Familiar o si es necesario canalizar con un psicólogo, psiquiatra, trabajador social, etc, en la unidad 2 estudiamos como tomar esa decisión. 

Si no se requiere canalización, el Consultante procede a contar su caso de manera muy concreta, directo a los hechos pero sin omitir los eventos de su historia.

Durante la entrevista y la narración que hace el Consultante es necesario prestar mucha atención a lo que se dice y como se dice, el lenguaje corporal es vital para los Facilitadores.

Se observa la coherencia de fechas y eventos y si el nerviosismo es en realidad ansiedad o curiosidad por ser constelado. Siempre es conveniente hacer preguntas de confirmación para descubrir si estamos ante un caso real o inventado.

Sobretodo, se necesita escuchar y definir claramente cual es el problema que desea resolver el Consultante, a diferencia del Tarot; en Constelaciones no hay “lecturas generales” a ver “que le quieren decir.”

Después de escuchar la narración se hará un cálculo mental rápido de los Representantes que se necesitaran en la Constelación.

A partir de este momento al “problema” del Consultante le llamaremos “enredo sistémico” o simplemente “enredo”.